El PSOE pregunta a #NegreiraTalaArboles dónde están los 50.000 árboles que prometió en campaña electoral

El PSOE pregunta a Negreira cuándo tiene pensado plantar los 50.000 árboles que prometió en campaña electoral

El compromiso del alcalde del PP supone plantar 12.500 árboles por año y hasta 34 ejemplares al día, pero solo reconoce haber plantado 1.100 en todo el mandato, una muestra más del incumplimiento sistemático de su programa

El Grupo Socialista pregunta a Negreira dónde tiene previsto plantar los 34 árboles que le corresponden en el día de hoy

El Partido Socialista también quiere saber dónde están los parques de árboles autóctonos; de flora de ribera; botánico y de especies atlánticas que prometió a los coruñeses

El PSOE quiere saber cuándo tiene pensado Negreira cumplir su compromiso electoral de plantar 50.000 árboles en la ciudad. Por eso, los socialistas formularemos una batería de preguntas escritas para saber en qué momento de los poco más de cuatro meses de mandato que le quedan tiene previsto cumplir esta promesa que hizo a los coruñeses en mayo de 2011.

En todo caso, queremos que el alcalde del PP aclare si va a cumplir esta promesa o la guardará en el cajón como muchas otras que realizó en la campaña y que le hizo parecer el rey Midas (7 centros cívicos; 2 centros de día; 1 biblioteca municipal; 12 áreas infantiles cubiertas; 3 plazas cubiertas; 3 calles cubiertas; 4 escuelas infantiles y ampliación de otras 2; 5 pistas deportivas; 3 pistas skate, 3 pistas squash, 1 pista padel, y 10.000 plazas de aparcamiento), todo ello sin cumplir.

Es más, analizando la promesa medioambiental de Negreira, el resultado de dividir 50.000 árboles entre cuatro años supone obligarse a plantar una media de 12.500 ejemplares por año, o lo que sería lo mismo, plantar 34 árboles cada día, incluidos sábados, domingos y festivos. Por ello, el PSOE pregunta a Negreira dónde tiene previsto plantar los 34 árboles que le corresponde plantar el en día de hoy, con el fin de comprobar si su promesa es una de las muchas que ha incumplido con los coruñeses.

De hecho, el PSOE considera imposible cumplir esta promesa que Negreira lanzó a bombo y platillo como todas las demás. Es más, el propio alcalde del PP admite su incumplimiento al presumir ahora, en el tiempo de descuento del mandato, que ha plantado 1.100 ejemplares en tres años y medio largos. Eso sí, no admite lo que las imágenes no esconden, la tala indiscriminada de árboles en todos los barrios de la ciudad y que lo convierten en un “Terminator” de árboles, lo que ha supuesto las quejas vecinales a lo largo de estos años.

En esta misma línea, el PSOE quiere saber dónde están los parques arbóreos que Negreira prometió en campaña electoral y de los que tampoco se tiene noticia, en total cuatro parques: uno botánico, otro de flora de ribera, otro de árboles autóctonos y el último de especies atlánticas. La realidad es que no hay parques y que sí hay talas. La realidad es un alcalde que ha incumplido sistemáticamente su programa electoral y que además niega la realidad de una tala que ha llegado a todos los barrios de la ciudad.

Proceso de tala indiscriminada

La tala indiscriminada comenzó con la eliminación del arbolado central del Corredor Verde de General Sanjurjo, durante los últimos años se han venido denunciando constantes talas y podas indiscriminadas en todos los barrios de la ciudad. Así, han desaparecido árboles de la calle Ángel Rebollo y del Campo de Marte en Monte Alto; y de Fernández Latorre, calle Abogacía y parques de Tabacalera y Europa, en Cuatro Caminos.

En la calle José Cornide, en el Ensanche, ha desaparecido, de los tres ejemplares existentes, el de mayor porte siendo podados de un modo excesivo los dos restantes. En el de Os Castros-Castrillón han sido arrancados o talados ejemplares en el Parque de Oza y en la Cubela. También han sucumbido a Negreira árboles en otras zonas como Labañou, Pepín Rivero, Salvador de Madariaga, el Barrio de las Flores, las Esclavas o el Ventorrillo.

Todo ello sin olvidar la tala masiva del único espacio público con el que contaba el Agra del Orzán, la plaza de las Conchiñas, amparándose en el “escaso valor” de las especies existentes y pese a que se comprometieron a la conservación del mayor número de ejemplares posible. A la vista está que dicha promesa, como otras tantas, ha resultado incumplida.

En paralelo, en calles recién urbanizadas como Primo de Rivera o el Agra, los alcorques llevan meses esperando, tapados con mortero de cemento, la plantación de arbolado; en otras como Pardo Bazán se ha optado por ejemplares puramente ornamentales, de escaso porte y que nada aportan para generar un verde urbano que mejore la calidad de vida de los ciudadanos; y en calles como Fernando Macías o Alfredo Vicenti no se sustituyen los ejemplares eliminados, quedando vacíos los alcorques.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s